Busca en este sitio

miércoles, 15 de enero de 2014

Departamento de Olancho




  
Cabecera Departamental: Juticalpa

Superficie territorial: 23,905 km2

Fecha de Creación: 28 de junio de 1825

Población: 530,644 habitantes

Densidad poblacional: 22,2 hab/km2

Aldeas: 289

Caseríos: 3010


Municipios (23): Juticalpa (1), Campamento (2), Catacamas,(3), Concordia (4), Dulce Nombre de Culmí (5), El Rosario (6), Esquipulas del Norte (7), Gualaco (8), Guarizama (9), Guata (10), Guayape (11), Jano (12), La Unión (13), Mangulile (14), Manto (15), Salamá (16), San Esteban (17), San Francisco de Becerra (18), San Francisco de la Paz (19), Santa María del Real (20), SIlca (21), Yocon (22), Patuca (23).

Principales Actividades Económicas: Agricultura, Ganadería, Explotación maderera, cultivo de maíz, frijol, soya, café, arroz, frijoles, yuca, tomates, chile, etc.

Comidas Típicas: Tapado Olanchano, Sopa de Mondongo, Arroz con cerdo, Carne Asada, Nacatamales, Sopa de Albóndigas, Tamales Pisque, Guisado.

Bebidas Típicas: Horchata, Pinol, Vino de Coyol, Rompopo, Chicha.

Postres: Ayote en miel, Plátano en miel, Tableta de Leche, Coyol en Miel, Torrejas de Pan y de Pinol, Rosquillas en Miel, Chilate, Totoposte, Chiverro en Miel, Champer en Miel.

Sitios de Interés: Cuevas de Talgua, Parque Nacional Sierra de Agalta, Biosfera del Río Plátano, Parque Nacional La Muralla, Parque Nacional El Boqueron, Iglesia colonial de Manto, Parque Nacional de Patuca.


Actividades Deportivas: Ciclismo de montaña, Paseos a caballo, Rafting, Senderismo, Camping, 








Forma Tradicional de bebe el Vino de Coyol










El departamento de Olancho, ha sido de los más olvidados por los gobernantes del país, pese a que han habido dos que eran oriundos o residentes del mismo, lamentablemente en los últimos años, han proliferado la tala indiscriminada de árboles, para traficar madera, como siempre es la falta de conciencia lo que más perjudica a la humanidad, las personas en la actualidad prefieren optar por el camino fácil, llevándose consigo a nuestro país. Pese a las cosas negativas que existan, no todo es malo y vale la pena visitar Olancho si tenés la oportunidad no lo penses dos veces.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario